viernes, 6 de abril de 2012

Locus externo.

Persiste una extraña superstición sobre el modo en que la vida se "conduce". Siempre que intento hacer cosas diferentes, en consecuencia ocurren otras contrarias, y me da la impresión de que la vida o algo en ella se opone a que yo realice esos cambios. Eventos que no se dan en otras circunstancias, sino que se presentan justo cuando determino ser o actuar de modo distinto.

Aún no logro discernir si esto es una mala interpretación de mi parte o si realmente la vida "opera" de ese modo. Jamás he hablado de esto con nadie, no sabría cómo ni a quién planteárselo. Pero es una circunstancia que me ha acompañado desde hace tiempo. No me molesta pero me intriga mucho.


"Cuanto más fuerte te vuelvas, más pruebas enfrentarás. Aunque tengas la elección de huir, la prueba encierra la clave para conquistarte a ti mismo". Ikaruga.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios están siendo felizmente moderados.